Categorías: Gato

Soy Sara, una gata muy dulce, ¡adóptame!

 

Es un hecho: en verano se abandonan más animales. Es un hecho que no nos gusta nada de nada. Los datos de los últimos años son escalofriantes: en 2015, las protectoras recogieron a 104.501 perros y a 33.330 gatos. Y estos 137.000 animales son sólo los que llegaron hasta alguna asociación protectora, ¿cuántos más se habrán abandonado?

Es cierto que hay ocasiones en las que, por circunstancias de la vida, ya no nos es posible cuidar adecuadamente de nuestro perro o gato, y tenemos que tomar la amarga decisión de buscarle un nuevo hogar. Esa es la solución correcta.

¿Qué se puede hacer para evitar tanto abandono? Conocer las responsabilidades de ser un padre o madre perruno o gatuno es importante. Tu nuevo perro o gato va a ser un habitante más de tu hogar y va a formar parte de tu familia por muchos años.

En La Gatoteca conocen muy bien a los gatos, y como requisito previo a la adopción es necesario realizar una entrevista personal, en la que se evalúa si el futuro padre o madre gatuno va a realizar una adopción responsable. Además, es requisito indispensable – y previo a la adopción – realizar el “Curso Básico del Gato”, en el que se aprenden cuidados básicos, elección de la alimentación, y el modo de introducir a un nuevo gato en el hogar, entre otras materias.

Esta semana, Mi Pet Gourmet quiere presentarte a Sara, una de las preciosas gatas de La Gatoteca, que está buscando un hogar en el que hacer feliz a los humanos.

Soy Sara, una gata muy dulce, ¡adóptame!

 

A Sara y a Kenshin los conocí en 100×100 mascota. Mientras Kenshin –el gato protagonista de nuestro artículo del pasado 14 de julio – se mostraba tranquilo, Sara no paraba de jugar y jugar con cualquiera. Esta gatita fue acogida por La Gatoteca desde el Centro de Protección Animal del Ayuntamiento de Madrid.

Eva  – la fundadora y alma de La Gatoteca – describe así de bien como es esta gatita:

“Nuestra Sarita es dulce a más no poder! Ya en el Centro de Protección Animal la vimos que jugaba con todos los gatetes de su gatera, y lo cierto es que lo hace con todo aquel que quiera seguirle el juego, jeje.

Fue una de las afortunadas que nos acompañó en la feria 100×100 mascota, y ¡sigue esperando a su príncipe azul! Es ideal para ser la compañera de algún gatito joven y activo, nunca bufa ni rechista, sólo quiere jugar, jugar y jugar.

Además es dulce como ella sola, le encantan todos los humanos que quieran interactuar con ella, ya sea jugando o con mimos. Nunca Sara tendrá una mala reacción, purrpurrrrr…..

Ven a La Gatoteca y enamórate de ella, ¡una apuesta segura como compañera de por vida!”

 

Sara está esperándote para que lleves contigo a su nuevo hogar.

Si no es tu momento de adoptar a un gatete, pero quieres colaborar con la fundación Abriga, o con la Gatoteca, visita su web y sus perfiles de Facebook y Twitter

 

 

Deja un comentario