Categorías: Perro

Cómo bañar a tu perro en casa: 10 consejos imprescindibles

 

Bañar a tu perro en casa es todo un acontecimiento, aunque a no todos los perros les gusta.

También te habrás preguntado  si estás utilizando los productos adecuados o si los estás utilizando de manera correcta. Mi Pet Gourmet ha hablado con el experto veterinario Adrián Aguilera, de la Clínica Veterinaria Sansepet, que nos ha proporcionado 10 consejos para hacer del baño un momento agradable para tu perro.

Antes de enumerar los consejos para el baño, es fundamental que sepas que, si estamos hablando de hábitos de higiene, el cepillar a tu perro es mucho más importante que bañarlo. Al cepillarlo, se eliminan todos los pelos muertos, y su pelaje estará más sano y limpio.

En Primavera y a principios del Verano, los perros sueltan mucho pelo. Es recomendable cepillarlos una vez al día, sobre todo a los de pelo largo, así evitarás que el pelo muerto forme nudos, lo que pueden llegar a ser un verdadero incordio.

 

Estos son los 10 consejos para bañar a tu perro en casa:

 

  1. La frecuencia de baño normal para un perro es una vez al mes, aunque tu perro es el que va a marcar su frecuencia ideal. Si sales a jugar con él al campo y se ensucia más de lo normal, un buen baño al llegar a casa le reconfortará… y evitará que tu casa se llene de barro o arena.

 

  1. Elige un champú lo más neutro y natural posible. Evita que lleve aroma, insecticidas, desodorante o suavizante.

 

  1. Una bañera es el sitio ideal. Si tu casa tiene jardín o terraza, también es buena opción bañarlo al aire libre durante los meses de verano.

 

  1. Humedece a tu perro de manera abundante con agua tibia. Si utilizas la ducha, regula la presión del agua: debe ser suave, porque una presión fuerte podría estresarle.

 

  1. Vierte un poco de champú en tu mano y frota a tu perro por todo el cuerpo. A algunos perros les encanta que les froten detrás en la nuca, detrás de sus orejas, o en la papada. Evita sobre todo que le entre agua en los oídos – puedes cubrírselos con una de tus manos mientras pasas la ducha por su cabeza con la otra mano.

 

  1. Masajéale bien, eliminando cualquier suciedad que tenga en el pelo, y hazle disfrutar.

 

  1. Evita que se formen grandes cantidades de espuma.

 

  1. El aclarado es la parte más importante del baño: si se deja jabón en el pelo, se producirá caspa. Aclárale con abundante agua tibia, manteniendo una presión con la que él se sienta cómodo.

 

  1. Una vez bien aclarado, sécale con una toalla, hasta que desaparezca la humedad de su pelo. En invierno, puedes intentar secarle con un secador… aunque a la mayoría de los perros, el ruido de este aparato les asusta, y el chorro de aire no les resulta agradable. Aun así, si tu perro lo acepta, intenta secarlo a temperatura templada y con poca velocidad.

 

  1. … y ¡limpio y listo para salir a la calle!

 

Uno de los más gustosos placeres perrunos post-baño es rebozarse en la arena, cuando todavía tienen su piel húmeda, así que… Espera a que pase un rato, si no quieres repetir toda la operación de baño desde el principio.

Bañar a tu perro: dos perros muy sucios depués de jugar en la playa

¿Tu perro es de los que disfrutan con el baño? Comparte con nosotros qué es lo que le gusta más

 

Deja un comentario